Justa sentencia #Reload

MANGER El quejumbroso llanto de la trompeta hacía suponer que los labios del anónimo trompetista marcaban el rictus de un alma rota por el desconsuelo; pero ni un pequeño desafino rompió su melodía, un conocido jazz cuyos compases repetía, una y otra vez, mientras la salobre bruma del puerto iba encurtiendo la luz de las … Sigue leyendo Justa sentencia #Reload