Demasiado personal (118)

ALBERTO ROMERO La despedida Aguirre se daba cabezazos contra los azulejos de la ducha, mientras el agua caliente le caía encima con fuerza. Había soñado muchos días con el interrogatorio a Josefa, y dándose la enhorabuena por haberla atrapado. Se hubiera quedado en aquella ducha para siempre, sin volver a la realidad, pero no quedó … Sigue leyendo Demasiado personal (118)