ESRUZA

Quiero pensar que fui parte de su vida,

qué parte, no lo sé.

Él fue y será mi vida entera,

por el conocí el cielo estando en la tierra,

donde debí permanecer.

Antes de él, la nada,

después de él, la nada otra vez.

Hice que fuera mi vida entera, por amor,

un sentimiento más fuerte que yo.

Él, pasión intensa, desgarradora,

a la que llama amor,

amor que no supe entender,

no supe cómo.

Yo puse el amor con pasión,

anhelante de ternura y sinceridad.

Me enseñó a sufrir por amor,

sin palabras, sólo silencios.

Pasión con evocaciones, sueños

y añoranzas, pero sin realidades.

De él aprendí a herir

creyendo que era amor.

Maestro de tantas cosas bellas,

cosas a las que él llama amor,

así lo entiende él, sus razones tendrá,

y yo sigo sin entender.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s