ANA MARÍA OTERO

En silencio y sin avisar,

llegan igual que se van,

sin alegar algún motivo

para tal o cual decisión.

Poco, mucho,

¿qué más da,

si como siempre,

lo que tenga que ser será?

Sin tristeza ni alegría,

que así siga la vida,

porque solos o en compañía,

a cada noche sigue siempre un nuevo día.

https://anamariaotero.com

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s