SERGIO CANEVA

Savia que nutre los días dando sentido a la vida,

la que colma expectativas, la que te lleva soñar…

la que todo el mundo busca y muy pocos la consiguen,

la que solo sobrevive  ¡si el corazón le donás!

Esa que corre en la venas, agudizando sentidos,

la que aumenta los latidos ¡si la ves aproximar!,

la que hace olvidar las penas, arraigando ansiedades,

cuando ves pasar las horas sin poderla contemplar.

La que endulza los labios de palabras bondadosas

y logra secar las lágrimas de un dolor que te dañó,

la que nunca dice no estando siempre dispuesta,

a dejar puertas abiertas aunque le cause dolor.

 Aunque muchos la mancillen y  jueguen con los afectos,

no es su único defecto el donarse hasta morir

y si su único sentir, el ver feliz al amado,

lleva el amor  enquistado lo bueno del compartir.

¡Y sin él! no somos nada, ¡es quien da vida al vivir!

es quien nos hace sentir lo bello del estar vivos,

pierde la vida el sentido si no existiese el amor,

¡es amar el primer don! que no entiende ¡la razón!

                                         

De nada sirve conquistar el mundo, si no se tiene amor. El amor esa savia movilizadora que nos lleva hasta el extremo de entregar la vida por aquellos que amamos. Sentimiento invaluable que acrecienta el despojarnos de nuestros egoísmos y desnudarnos mostrando nuestro interior, nuestras debilidades, nuestro verdadero sentir.

Un comentario sobre “¡Dulce savia!

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s