ECONOMISTA

Capítulo 4

Aquel encuentro casual con Rafa nos dejó marcados a los dos, a Dani le quedaron muchas interrogantes y sabía que me las iba a ir preguntado poco a poco y a mí me despertó otra vez recuerdos que creí olvidados.

Unos días más tarde, después de cenar le estaba haciendo una paja en el sofá delante de la tele, ya he dicho que a Dani le encanta que le masturbe, que le diga cositas al oído mientras acaricio su polla, yo creo que eso le gusta casi más que follar.

Cuando le hago una paja le gusta que esté medio desnuda, con braguitas y sujetador o incluso en topless en la parte de arriba, dice que le da mucho morbo como se me mueven las tetas cuando se la meneo. Aparte del sexo entre nosotros, le suelo hacer una o dos pajas a la semana, si le masturbo se suele correr encima de su tripa, después me gusta acariciarle los huevos y si se lo hago en la cama a veces le masajeo la espalda hasta que se queda dormido.

Pues aquella noche estaba masturbándole despacito, estaba medio desnuda, solo llevaba puesto en la parte de arriba el sujetador y Dani me empezó a preguntar.

―¿También le hacías estas pajas a tu ex?

―Claro, pero pocas, a él le gustaba más otras cosas, era más de follar…

―¿Hacías que se corriera rápido?, con lo bien que lo haces…

―Nooo, aguantaba mucho…casi nunca hice que se corriera con la mano, a él le gustaba follarme…que se la chupara…esas cosas…

―Mmmmmmmmmmm, pues no sabe que lo se perdía, porque lo haces de maravilla Cris, haces unas pajas de la hostia…

―¿Ah sí?

Dani tenía razón, había ido perfeccionando la técnica masturbatoria y sabía perfectamente lo que le gustaba, la presión que tenía que hacer y la velocidad a la que tenía que mover la mano, me gustaba hacerle cambios de ritmo, a veces muy rápido y otras muy despacio, cuando estaba a punto me paraba y volvía a empezar, le hacía desear el orgasmo y así se corría más intensamente, además había comprado un aceite lubricante en un sex-shop online, era específico para estas cosas y me deslizaba de maravilla la mano cuando me lo echaba. No siempre usaba el aceite, a veces le hacía una paja más sucia dejando caer saliva sobre la punta de su polla y empapándosela entera. mientras le masturbaba le daba mordisquitos en el oído y le decía cosas morbosas, aquel día Dani tenía ganas de hablar de mi ex.

―Dime como era su polla, por favor, descríbemela con detalle…ahhhhhhhhh…

―Pues tenía una polla preciosa, perfecta, de película porno, ¡¡¡era muy grande!!! y se le ponía súper dura…

―¿Más dura que a mí?

―Claro, se le ponía muy dura…apenas tenía 20 años…

―¿Y era mucho más grande que la mía?

―Pues bastante más, aunque la tuya sabes que me encanta…

―Ahhhhhhhhhhhhh, ¿y a ti te gustaba que fuera tan grande su polla?

―Sí, me encantaba cuando me follaba, me llenaba entera…

―¿Y ahora no te lleno?

―Claro que sí cariño, ahora disfruto mucho más del sexo…

―Sigue, dime más cosas de su polla, dime más cosas de ese chulo…

―La llevaba depilada y así parecía todavía más grande, le gustaba jugar con ella, me daba golpecitos en el coño antes de metérmela, me lo hacía desear…

―Joder nena, lo tengo a punto, ¡¡¡no sigas más que me corro!!!, ¿te follaba bien?

―Mmmmmmmmmmm, de maravilla, me pongo muy cachonda de solo recordarlo…

―Joder Crissssss…ahhhhhhhhhhhhhh, no puedo mássssssssssssssssss,

―Me encantaba como me la restregaba por el coño, sentía todo esa verga pegada a mí y no me la metía, ¡¡¡umm como me lo hacía desear!!!, estoy mojada solo de pensarlo…

―Uffffff Cris, no sigas que me corro…

―A él también le gustaba correrse y sobre todo hacerlo encima de mí.., ¿sabes dónde le gustaba hacerlo?

―Lo tengo a punto, a punto…ahhhhhhhhhhhh, no puedo mássssssss, no puedo mássss…

―En un sitio donde a ti no te he dejado nunca, ¿lo quieres saber?

―Dímelo, dímelo, me corrooooo, dime donde se corría ese cabrón, ahhhhhhh, ahhhhhh…

―¡¡¡En mi cara!!! ¡¡¡le encantaba CORRERSE EN MI CARA!!!!!!!!!, ese cabrón se corría en la cara de tu novia…

Y su polla empezó a salpicar por todas partes, me encantaba ese momento cuando estaba a punto y su polla se ponía más dura en mi mano, luego mientras descargaba se la seguía meneando muy despacito hasta que no le quedaba ni una sola gota de leche.

Aquella confidencia que le hice de que mi ex eyaculaba sobre mi cara, tengo que decir que le dejó bastante sorprendido, luego me preguntó que, si eso me gustaba, porque a él no le dejaba hacerlo, yo le dije que no era una de mis cosas favoritas, pero que, si a él le gustaba, alguna vez me lo podía hacer, porque nunca le había dejado, entonces Dani me dijo.

―Si a ti no te gusta a mí tampoco, quiero que disfrutemos los dos…

La verdad es que Dani se obsesionó un poco con el tema de mi ex novio, durante casi un par de meses solo follábamos hablando de él, a mí no me importaba en absoluto, es más me calentaba bastante recordando lo zorra que había sido con él y como había hecho todo tipo de cosas, bastante sucias.

A partir de ese día me fue preguntando lo que hacía con mi ex y yo fui recordando poco a poco detalles que tenía casi olvidados.

Otro día estábamos en la cama, a punto de hacerlo, si yo soy buena con las pajas Dani es muy bueno tanto con la lengua como con los dedos, especialmente con los dedos, con los que es un maestro.

Ya me había comido el coño y ahora estaba recostado sobre mí con dos dedos dentro, es un juego que nos encanta, mientras tiene sus dedos dentro me abre el coño y empieza a pasar el capullo de su polla por ahí, eso hace que me vuelva loca de placer y acabe suplicando que me la meta.

Pero aquel día fue distinto, mientras movía los dos dedos noté como su polla intentaba entrar en mí, esto no lo había hecho nunca, por lo general saca los dedos y después me la mete, pero ese día intentó hacerlo todo a la vez. Y al final lo logró, la sensación fue alucinante, dos dedos se movían en mi coño y su polla me llenaba por completo, me imagino que para él también debió de ser un gustazo porque no tardó nada en correrse.

En cuanto me la metió se volvió como loco, solo movía muy rápido los dedos, su cuerpo estaba quieto encima de mí.

―¿Así te sentías de llena eh, Cris?, cuando te lo hacía tu ex…

―Umm, sí parecido, mmmmmmmmmmm, ahhhhhhhhhhh…

―¿Has visto cómo te cabe todo?, yo creo que todavía entraría un dedo más…

―Vamos muévete un poquito… y fóllame…

―¿Así de gorda tenía la polla?, mmmmmmmmm, me gustaría tener la polla más grande para follarte como te mereces…

―Me encanta como la tienes tú..

―Yo sé que te gustaría una polla más gorda y más grande para ti, para que te llene todo este coño…sé que te gustan las pollas enormes…

―Nooooo, sabes que me gusta la tuya

―Reconócelo, vamos, dime que te gustaría una polla bien gorda para que te llenara como ahora con los dedos…

―Eso me daría más morbo, pero…

―¿Te gustan las pollas grandes, ¿eh?, ¿tu primer novio también tenía buena polla?

―Noooo, jajajaja, la tenía pequeña…

―Mmmmmmmmm, pasaste de una mini polla a un pollón, vaya cambio…dime que te hacía Rafa, como te follaba, donde lo hacíais…

―Le encantaba follarme duro, me hacía lo que quería…

―Joder estoy a punto!!!!, ahhhhhhhhhhhhhhhhhh…

―¿Quieres que siga con esto Dani?…

―Ufff no te pares, sigue hablando, ¿dónde te lo hacía?

―A veces venía a buscarme a clase por la tarde y me folló muchos días en el baño de la universidad

―¡¡¡Me voy a correr!!!

―¿Quieres saber cómo me follaba?, ¿eso quieres?…

―Ahhhhhhhh ahhhhhhhhhhh ahhhhhhhhhhhhhhhhhhh toma cariño. me corro, ummmm, joder me corro!!!, no puedo mássss…mmmmmm…

Y así terminó dentro de mí, sin sacar los dedos de mi coño, después cuando lo hizo, estaban manchados de semen y me los restregó por las tetas, sabía que yo no me había corrido, pero ya he dicho que es muy bueno con los dedos, así que me masturbó y yo para calentarle comencé a chuparme los pechos con su semen esparcido por ellas y le miré con cara de zorra, mientras le enseñaba como jugaba con su lefa en la boca. Nunca me había visto hacer esas cerdadas, eran ese tipo de cosas que hacía solo con Rafa. Cuando me corrí Dani ya volvía a estar empalmado.

Después tuvo que follarme otra vez.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s