MOISÉS ESTÉVEZ

  • No puedo darte nombres. Seguro que lo entiendes, pero me
    encargaron que siguiera tus pasos. –
  • Pues no, no entiendo por qué. Ilumíname por favor. – Dijo Vincent con
    sarcasmo.
  • Mi jefe desea contratar tus servicios, pero me ha pedido que le
    entregue un informe completo sobre tus actividades. Quiere conocerte mejor,
    desea un perfil más detallado de tu persona y de tu forma de hacer las cosas. –
  • Sigo sin comprenderlo. Podía haberme preguntado directamente, y si
    sabe de mi existencia, es porque alguien le ha informado, tú ya sabes como
    funciona esto, y ese alguien le habrá dicho que mi reputación me precede, y
    además, me precio de ser bastante eficaz y juicioso en los encargos que me
    hacen. –
  • No me cabe la menor duda Vinc, ¿puedo llamarte Vinc? –
  • No te pases. –
  • Bueno, el caso es que si tú rebosas profesionalidad, él es un hombre
    cauto y muy discreto, no suele mezclarse directamente en asuntos de esta
    índole, para eso estamos nosotros, y le gusta conocer bien a la gente con la
    que trabaja. No te lo tomes a mal, como tampoco me gustaría que mi presencia
    te violentara, como te digo, mi intención dista bastante de intentar causarte
    algún daño, ni a ti ni a tu chica.-
    A Vincent no le gustó mucho el último comentario, se quedó callado,
    pensativo, elaborando una respuesta para cerrar aquella conversación, y de
    paso quitarse de encima al tipo que hacía días lo estaba siguiendo…

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s