ESRUZA

Es verano y llueve,

es una lluvia fina, suave y cálida

hace brillar mi campo verde,

trae calma, la calma que tanto necesito.

Dentro de mí no llueve más;

la calma llegó forzadamente,

vino con los años.

Ya no hay ilusiones, sólo aceptación.

Es duro, muy duro aceptar las cosas,

pero eso ayuda a seguir viviendo,

o sobreviviendo: la aceptación

de lo que ya no existe.

El tiempo es fiel consejero,

y aun persistiendo el sentimiento,

ya no lastima tanto.

Afuera llueve, dentro de mí, ya no.

Un comentario sobre “Dentro de mí

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s