ESRUZA

Llenaste mi vida de alegría,

en dos etapas diferentes.

Me alejé de ti, y tú sabes por qué,

ahora te alejas tú, y sé por qué.

No importa ya lo sucedido

si feliz fui en esos tiempos;

ya nada se puede cambiar

porque el pasado no vuelve.

Neciamente intenté que volviera,

pero imposible fue;

sólo me queda guardar

dulces recuerdos que no volverán.

Mis noches las lleno con remembranzas

de momentos vividos: unos dulces,

otros amargos; y así  te siento cerca de mí

para no sentirme sola.

Guardo en mi mente tu imagen,

ésa que conocí, ¿cómo eres hoy? No sé.

No serás el mismo, yo tampoco lo soy,

pero qué importa, si te llevo en mi corazón,

y te imagino poniendo en tu rostro

los años transcurridos.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s