ANA LESMAN

Nuestro amor fue como un adolescente loco, rebelde e irreflexivo. Como un estudiante que aprendía de memoria la geometría azul de los cuerpos al roce de  ardientes anhelos.

Y lentamente iba perdiéndose en las rectas infinitas del boceto y en los ángulos oscuros del deseo.

Y por eso nuestro amor, mi amor, se gradúo con matrícula de honor en la asignatura de la equivocación.

¡Bendita equivocación!

¡Quizás la mayor de nuestra carrera en esto de amar! Y que  jamás  yo dudaría en volver a-probar, aun a sabiendas de que terminaría suspendida y sin probabilidad de remisión.

¿Más tú repetirías el curso, o  aprendiste la lección?

 

 (Texto incluido en el poemario “Pergaminos de alma”)

www.pergaminosdealma.wordpress.com

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s