MOISÉS ESTÉVEZ

El país de las oportunidades, o al menos, eso dicen. Un lugar de
trasiego, vorágine profesional, colmena social y refugio de la contaminación.
Una ciudad infame pero inocua para algunos, con espacio en el que todo brilla,
se muestra exultante, divina, presumida. Una tierra prometida, donde puede
que esté ‘la mía’, mi oportunidad, porque…
Me canso.
Me canso de respirar este aire,
de pisar las mismas sucias calles
una y otra vez,
un día tras otro.
Me canso de ver a la misma gente,
de mirar a los mismo rostros,
semblantes vulgares que juzgan.
Los espejos llorarían
si pudieran ver sus almas.
Me canso de ser como soy,
de pensar lo que pienso,
de hacer lo que hago.
Amo este sitio
pero también lo odio.
Me canso de esto.
La oportunidad se busca, la oportunidad se encuentra, también se
anhela. Puedo dejar atrás el lastre que me atenaza, rompiendo las gruesas
cadenas que me oprimen y me retienen aquí, un mundo al que no
pertenezco…

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s