ANTONIO LÓPEZ VALLEJO

El mundo sigue girando y yo sin ti, sin tu calor, sin tus brazos. La vida continúa, pesada, lenta, espesa, como rueda de molino enfangada, y yo sin ti, sin tu voz, sin tus labios. Trabajo, alcohol y sueño se suceden, se entremezclan en noches etílicas, jornadas laboriosas, sudorosos sueños, ansiedad, abstinencia, sudor, temblores, y yo sin ti, sin saber de tus manos, sin mirarme en tus ojos, sin seguir tus pasos.

Nuevas voces llegan a mí, van y vienen, tomando y dejando, llevando y trayendo, pero nadie habla de ti, de tu prisa por venir, de tus pensamientos, de tus deseos, de tus ganas de mí sin mí.

Cierro los ojos y te imagino, ajena a mi, viniendo sin saber que vienes, llegando sin saber que ya casi estás. Y el mundo girando y tú llegando. Miro a los lados, busco tus ojos, tu brillo, tu palpitar. Te siento pero no te veo, te presiento pero no te adivino, te sé en camino pero no te sé esperar, ni dónde ni cuándo.

Y yo sabiéndote, sintiéndote, presintiéndote, y yo sin ti, sin mi mí más entero, mas mí, más nosotros.

https://antoniolopezvallejo.wordpress.com/

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s