LUCES Y SOMBRAS

 

Enclaustrados en el pórtico oscuro de una iglesia en ruinas

Moradores nocturnos de un pueblo viejo en edad moderna

Sumidos en un mundo paralelo fuera de la tradición ajena

En un universo de deseos, de aventuras, riesgos y tormentas pasajeras

Luchando por sobrevivir en una realidad de monotonía impuesta

 

Soñar con huir, romper y transgredir todo vestigio del viejo poder

De leyes ancestrales y obligaciones patriarcales en una sociedad decadente

De normas y reglas admitidas, no escritas, basadas en ideas arcaicas y primitivas

Controladoras de cambios deseados, tantas veces pedidos y borrados por años de presión y represión de ancianos marginados, de fariseos farsantes

 

¡¡Evadiéndose!!

Soñando, imaginando e ideando historias y pasajes que les liberen

Que den vida a sus sentimientos…

Sus pensamientos…

Sus deseos…

Que renueven sus ideales

Que reaviven sus necesidades… Reviviendo viejas promesas nunca cumplidas… Obligados a olvidarse

 

Llega la noche… Su momento

Se desdibujan… Desaparecen…

Dos sombras en la oscuridad… Dos mentes

¡¡Solos!!

Ellos… Sus cuerpos… Sus deseos… Sus labios… Sus pasiones…

Interconexiones de sus corazones, fusionando sus mentes, entrelazando sus almas… Rompiendo los moldes

¡¡Intensos!!

¡¡Impetuosos!!

Se enfurecen por momentos… Aprisionándolos

Besos

Caricias

Movimientos… Por momentos degeneran

Cada cual más obsceno… Más ansioso… Más necesitado…

Van endureciendo su deseo

 

Miradas apasionadas

Ojos que se hablan

Se sienten… No se mienten

¡¡Deseos!!

Pasiones creadas por una idea inocente

Tantas veces soñada… Encallada por los miedos

¡¡Indecente!!

Va cobrando fuerza con el paso del tiempo

Con sus necesidades

 

Con la vuelta de cada madrugada

Esa indeseable idea para otros

Se hace cada vez más y más urgente

Más necesitada… Más obligatoria

Una huida…

Una espantada

Una ida sin retorno

Una idea…

 

 

“¿¿Te atreves??”

 

 

Una pregunta inocente

Una locura de sus mentes

Un debate…

La excitación del momento, de cada misma noche, y ese miedo a romper moldes

Idea de madrugada, cuando el deseo es más potente, la locura llama a la puerta, la cabeza no piensa y embrutece la mente.

 

Dos ojos retando a sus pares

Una mirada desafiando a la contra

 

 

“Vayámonos si quieres…”

 

 

Una historia

Un cuento

Un sueño

… Dos jóvenes, enamorados, a altas horas de la noche.

 

Una pregunta que es un reto

Un juego de noche a un desafío irreverente

Miradas encendidas

Ojos ardientes

La hora

El sitio

Los besos

El deseo se hace eco de sus pensamientos

 

Una situación que urge de una decisión unánime, tan precipitada como deseada, tan inesperada como emocionante.

Cúmulo de sensaciones encadenadas

Una salida sin planear

Una escapada rápida

Huyendo… Buscando

Una idea… Un lugar

 

Dos miradas cruzadas planeando la evacuación inmediata. Sin cruzar palabra, solo las miradas, salen de repente… Sin mirar atrás, sin otra necesidad que estar, sin otra compañía que sus corazones, únicamente soñando con encontrar su idea, su lugar…

Ese espacio privado lejos de las miradas ajenas, de los ojos maliciosos, de la censura de lo impuesto.

 

Romanticismo

Propuesta

Susurros

Locura

Una idea imprudente

Un sentimiento efervescente

Locura juvenil que provoca una aventura prohibida, una salida imprudente.

Nada planificado salvo su deseo de estar juntos, su necesidad de tenerse. Esa sensación de libertad pueril, librándose de las miradas ajenas de los presentes.

 

Liberándose de los yugos y cadenas a los que se les someten.

Escaparse de las obligaciones creadas, que los mantenían separados, distantes, dependientes…

Aventura ocultada por la oscuridad de la noche, por miedo a que les sea negada, a volver a verse encarcelados, ocultados por sus progenitores.

Buscando la senda de los primeros ausentes, de los que comenzaron el juego, aquellos que huyeron tiempo atrás, por las mismas razones.

De esos otros amores que corrieron su misma suerte, buscaron la misma salida, cada uno con su propia suerte

Se fueron sin remordimiento alguno, con el único deseo del sueño de dos jóvenes que les persigue desde su más tierna infancia

 

 

“Llévame donde poder perdernos, a un lugar sin vuelta…

Al olvido de la gente”

 

 

Están de camino en el momento que se acaba la noche y se hace el día…

 

 

 

La luz del amanecer

El canto del gallo

El frío del pórtico

 

… Les desvela

 

Les duele…

 

De vuelta a la dura y triste realidad

De vuelta a las penas y sufrimientos de sus vidas… de su pobre existencia

Esta noche volverán a quedar

En el mismo pórtico

A la misma hora

Para compartir, de nuevo, ese viaje añorado… deseado…

Viaje cada noche soñado y vivido… regresado cada mañana

 

Una realidad que resurge a la luz del alba

3 comentarios sobre “Amantes

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s