CAROL SOLÍS

 

Me siento incapaz de escribirte más versos que demuestren entereza,

de tocar el cielo con tus manos de seda.

Me siento incapaz de buscar tu brillo,

de volverme a la noche y correr a tu auxilio.

 

Me limita este cuerpo que atrapado va quedando en esta dimensión.

¿Cómo sigo y me apresuro al calor de tu abrazo?

¿Cómo traspaso la vida misma y me vuelvo hacia ti?

¿Cómo te entrego todo esto que siento sin lastimar juramentos?

 

Hoy te extraño, quizá como ayer o quizá más que antes.

Ya no importa lo que sea que soñé,

me queda la certeza de saber que sos vos,

de saber que al llenarnos de amor

traemos a la memoria toda una historia de amor compartido,

de grandes verdades, de momentos vividos.

 

Pero me siento incapaz de equilibrar el profundo sentir

con mi diario vivir,

de darte los besos cargados de amor y de recuerdos.

 

Hoy te extraño, y ayer y mañana también.

Extraño tu respirar, tu calor, tu mirar.

Extraño tu sensatez y tu radiante piel

que me hace suspirar.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s